El Instituto Superior de Letras Eduardo Mallea; un espacio que apuesta a la educación digital

El Instituto Superior de Letras Eduardo Mallea; un espacio que apuesta a la educación digital

Entrevista a la Mg. Lina Mundet, rectora del Instituto Superior de Letras Eduardo Mallea, quien cuenta a Caminos Culturales cómo ha debido cambiar la planificación de las clases que se dictan en el instituto durante el 2020 hasta la fecha. Si bien, muchas actividades fueron suspendidas, otras se desarrollaron sin inconvenientes debido a la moderna plataforma que posee los contenidos que se imparten día a día.

–        ¿Qué experiencia profesional le ha dejado el 2020, un año complejo aunque cargado de nuevas oportunidades? 

Sí, fue un año muy difícil en el sentido de tener que cambiar en la marcha lo planificado con antelación. Nosotros teníamos todo preparado para impartir las clases presenciales y a distancia de nuestros cursos y carreras, de hecho ya habíamos comenzado, pero hubo que dar un viraje hacia otras opciones de contacto entre docentes y alumnos. Nos ayudó el hecho de contar con una plataforma muy moderna, con todas las herramientas digitales que se usan en la actualidad para aplicar a los procesos educativos.   

–        ¿Qué propuestas novedosas ha sumado el Instituto Eduardo Mallea, líder en educación y formación? 

A partir de este año abrimos una carrera nueva, la Tecnicatura Superior en la Traducción de Textos en Inglés. Esta propuesta se suma a las otras dos tecnicaturas de Corrector y de Redactor que venimos dando desde hace ya 20 años, en las opciones pedagógicas presencial y a distancia.   

Mg. Lina Mundet, rectora del Instituto Superior de Letras Eduardo Mallea

–        ¿Qué cursos o carreras fueron más demandadas durante el año pasado? 

Los que nos conocen saben que somos un instituto terciario técnico, inscripto en la enseñanza oficial desde hace ya más de 30 años, que se dedica al cuidado de las comunicaciones escritas, la normativa de la lengua y todo lo vinculado a la redacción y corrección de todo tipo de textos. De los veinte cursos que tenemos, los más solicitados fueron los que refuerzan el área de la corrección, la redacción, la enseñanza del español para extranjeros, así como el curso de edición y los talleres literarios; todos oficiales y algunos de ellos con puntaje docente.

Durante el año pasado y lo que va de este, dimos las clases presenciales vía Webex. Es curioso notar cómo si bien este tipo de metodología no fue muy provechosa para los niños y adolescentes, en los adultos la experiencia resultó positiva.  

–        ¿Cómo se ha realizado la entrega de diplomas? (Si no se ha realizado: ¿lo harán este año?)

Durante 2020 no pudimos realizar la ceremonia de entrega de diplomas en la Biblioteca Nacional, como es costumbre desde hace ya varios años. Por un lado, porque las oficinas públicas se retrasaron en la entrega de certificados y títulos, y por otro, por el impedimento de reunir público en salas cerradas. Veremos este año cómo solucionamos ese aspecto tan importante para toda la comunidad educativa malleana.   

–        Teniendo en cuenta el crecimiento de la relación del mundo digital y las empresas, ¿Qué nos puede contar de la capacitación de directivos y empleados en la redacción corporativa?

Ese es el tema central que involucra este tipo de estudios terciarios. Las instituciones como la nuestra tienen la impostergable misión de formar técnicos profesionales en la redacción corporativa, en este caso, para ser absorbidos por el mercado laboral. De ahí el monitoreo constante sobre los cambios que se observan en las empresas e instituciones a fin de actualizar el plan de estudios de las carreras en forma periódica y, sobre todo, las prácticas profesionales que son el espacio curricular donde el nuevo profesional tendrá que adiestrarse no solo en el manejo de las estrategias de escritura, sino además, en la marca personal, la diversas tecnologías y el trabajo colaborativo.    

–        El balance 2020 ha sido positivo ya que el alumno Ignacio Arabehety resultó ganador del Premio Clarín Novela 2020: ¿Qué valoración realiza de esta distinción a un integrante de los talleres literarios?

Sí, muy positivo. Los talleres literarios del instituto, sobre todo en la opción presencial, siguieron funcionando en la presencialidad remota con mucha asistencia y gran producción literaria. Respecto de los premios recibidos por alumnos y egresados de nuestro instituto, abarcan una lista considerable que se puede constatar en nuestra página web: www.institutomallea.edu.ar. Por ejemplo, en 2010 un alumno de las carreras, Gustavo Ripoll, sacó el Premio Internacional de Cuento Juan Rulfoentregado por la Casa de América Latina, en París, luego de una difícil selección entre las 1 693 obras recibidas, por su cuento “El arenero”. Y el año pasado, la noticia del Premio Clarín Novela 2020 llenó de entusiasmo a los grupos de taller literario del instituto, sobre todos a los dirigidos por el Prof. Osvaldo Beker, quien alentó, orientó y corrigió esta novela, Asomados a un pozo, elegida entre 1 047. El jurado estuvo integrado por los escritores Clara Obligado, Martín Kohan y Liliana Heker. Además de recibir $600 000, la novela se publicará bajo el sello Clarín-Alfaguara.

El Instituto Superior de Letras Eduardo Mallea; un espacio que apuesta a la educación digital

–        ¿Qué mirada tiene de la educación en la pospandemia?

Pienso que se inicia una nueva etapa llena de potencialidades. El año pasado sirvió para acelerar procesos y avances, en el plano tecnológico sobre todo, que tal vez hubieran tardado, en tiempos normales, una gran porción de años en manifestarse. Algunos se desalientan por problemas de ansiedad o económicos, pero otros canalizan el desánimo existencial hacia el estudio y el aprendizaje de nuevas competencias para mejorar su estatus laboral. Nuestra oferta educativa es una buena oportunidad para lograrlo.  

–        ¿Qué actividad destacada realizará durante este año que la tiene trabajando con la energía que la caracteriza?

La idea es lograr el afianzamiento de la carrera nueva sin descuidar las otras, mejorar constantemente los materiales didácticos, las técnicas de aprendizaje, pero también, abrir nuevos cursos enraizados en la escritura profesional y creativa que es nuestra marca preponderante en el espectro educativo del país.

Patricia Ortiz
Crédito fotográfico: Instituto Superior de Letras Eduardo Mallea
www.institutomallea.edu.ar



Comentarios en Facebook

[fbcomments]

Dejar un comentario