OSPAÑA y la prevención de la bronquiolitis, una infección respiratoria que afecta a los niños

OSPAÑA y la prevención de la bronquiolitis, una infección respiratoria que afecta a los niños

La bronquiolitis es una infección que afecta las vías respiratorias de los más pequeños,  especialmente alrededor de los dos años. La llegada del frío en los meses de otoño e invierno también trae consigo el aumento de diagnósticos de esta enfermedad.

Desde su dirección médica, OSPAÑA informa que los virus que causan la bronquiolitis se contagian a través de la tos o los estornudos de los adultos y que, al principio, los síntomas se manifiestan como los de un resfrío común.
Entre ellos encontramos la congestión nasal, sibilancias o silbidos en el pecho o fiebre. Es muy común percibir una respiración ruidosa o acelerada, hundimiento o retracción de la piel entre las costillas al inspirar o exhalar el aire. Estos episodios pueden producir dificultades para alimentarse o conciliar el sueño y, en casos más severos, el paciente puede presentar apneas (pausas en la respiración) y cianosis (coloración de la piel azulada).

La mejor forma de prevenir la bronquiolitis es evitar el contacto con personas resfriadas y, en lo posible, el humo del cigarrillo, sahumerios u hogares a leña. Asimismo, es fundamental ventilar a diario el ambiente donde se encuentran los niños —y fomentar la lactancia materna—.

La bronquiolitis debe ser tratada por un médico especialista y no con descongestivos, jarabes para la tos, expectorantes o mucolíticos.  Si un niño presenta tos, respiración ruidosa, agitación, u alguno de los síntomas antes mencionados, los padres deben consultar con su pediatra a la mayor brevedad posible.

Patricia Ortiz
Corrección: Ailén Hernández
Crédito fotográfico: Hospital Garrahan y Universidad de la Sabana



Comentarios en Facebook

[fbcomments]

Dejar un comentario