Buenos Aires,“La Reina del Plata; la cuna del Tango"

Buenos Aires,“La Reina del Plata; la cuna del Tango"

El Tango surgió en Buenos Aires, en las últimas décadas del Siglo XIX y aún hoy no ha sido develado con exactitud su origen. Lo cierto es que entre 1880 y  1920 el tango alcanza, como género musical y como cultura, su forma definitiva.


Los primeros conjuntos integrados generalmente por flauta, violín y guitarra, tocaban “a la parilla” –sin partituras-, de forma pareja sin variaciones instrumentales. Rechazado en sus comienzos por la clase alta, la aristocracia que lo consideraba indigno, solo era ejecutado en su mayoría, por músicos improvisados que tocaban diversos ritmos de moda pues el Tango estaba en formación. Las partituras estaban entonces en la memoria de los músicos y cada intérprete agregaba o modificaba según su inspiración. Poco a poco el Tango se fue imponiendo gracias a la emoción del suburbio y al entusiasmo de todo un pueblo para convertirse en novedad universal. Lo cierto es que, después de más de un siglo, es la música más escuchada y bailada en el mundo y es sinónimo de argentinidad. Muchos son los autores, creadores y compositores, músicos, poetas y difusores que han contribuido con su trabajo a que esto sea así. Buenos Aires, la bien llamada “La Reina del Plata”, es la cuna indiscutible del Tango y quizás ésa sea la razón por la que es la única ciudad del mundo que tiene un monumento en homenaje a su música, a sus creadores y a sus intérpretes. Efectivamente, todo nació allá por el año 2001, cuando el difusor radial Rubén Reale desde su programa “Por siempre Tango” lanzó la convocatoria a la que se adhirieron 17 instituciones de la música y la cultura, con cuyos representantes se constituyó legalmente la Asociación Civil Sin Fines de lucro “Pro Monumento al Tango” con el apoyo del Ministerio de Cultura del Gobierno de la Ciudad y de la Corporación Antiguo Puerto Madero. Además, gracias al entusiasmo y apoyo brindado por el Diputado Fernando Finvarb, quien presentó el proyecto nº 2393 el 28 de mayo de 2001, suscripto por los miembros de la Comisión de Cultura y Comunicación, logrando la aprobación por parte de los legisladores de la Ciudad de Buenos Aires para el emplazamiento del monumento. El proyecto fue declarado de Interés Turístico por la Secretaría de Turismo de la Nación y la Subsecretaría de Turismo del Gobierno de la Ciudad. La obra insumió 2 toneladas de acero inoxidable sobre pedestal y otra tonelada y media de anclaje bajo superficie, con un costo total de $350.000.- y una gestión de 6 años y medio. Se trata de una obra abstracta no figurativa y representa el espíritu del Tango, música, poesía, canto y danza. Su forma de fueye, remite al instrumento emblemático del Tango, el bandoneón, y sin atarse a ese detalle se envuelve sobre sí, elevándose para abrirse y proyectarse en un juego seductor hacia el espacio en un fuerte contrapunto de forma, ritmo, armonía y movimiento. Finalmente Buenos Aires recibe la donación por parte del Comité el monumento al Tango el 22 de noviembre de 2007, día de la Música, convirtiéndose en la primera ciudad en el mundo que posee un monumento a un género musical.

Mario Sejas. Secretario del comité consultivo Pro Monumento al Tango

2 Comentarios

  1. Fernando Finvarb - 27/12/2010

    Gracias por la difusión de todo lo relacionado con el tango.
    Les solicito, dentro de lo posible, que cuando hagan referencia al Monumento al Tango, no dejen de hacer mención
    de su ubicación – Av. Azucena Villaflor y Bv. de Los Italianos – a efectos que los interesados puedan concurrir a
    observarlo. Lo que no se conoce no se valora. Otra vez gracias. Fernando Finvarb

  2. ANÍBAL HUGO GABARRELLA - 27/12/2010

    EN LOS PRINCIPIOS DE NUESTRA QUERIDA MÚSICA CIUDADANA EL TANGO SE EJECUTABA CON VIOLÍN, FLAUTA Y ARPA, LA GUITARRA REEMPLAZA AL ARPA Y EL BANDONEÓN A LA FLAUTA, QUIRE DECIR QUE EL ÚNICO INSTRUMENTO MUSICAL DE AQUEL TIEMPO EL QUE QUEDO ES EL VIOLÍN.-

Responder a Fernando Finvarb Cancelar la respuesta